Vida Healthy

Ritual del té

Compártenos:

Por Leina G. Rosado Belvis
Go! Healthy PR

¿Sabías que el té es una de las bebidas más consumida en el mundo además del agua?

Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Una de las artes tradicionales de Japón es la ceremonia del té. Esta marca los conceptos básicos de todo arte tradicional japonés: armonía, respeto, pureza y tranquilidad. La ceremonia del té mayormente se lleva a cabo en un lugar tranquilo.

Este proyecto fotográfico que comparto con Go! Healthy PR cuenta el proceso de una ceremonia japonesa de té. Se llevó a cabo en una de las áreas verdes del Bosque Nacional El Yunque, en Río Grande, Puerto Rico para ambientar la ceremonia con la naturaleza.

Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

La tetera de esta ceremonia está hecha de cerámica para concentrar el sabor de la hoja.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Se utilizaron tazas pequeñas de cerámica con colores y diseños claros.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

En un pequeño recipiente de bambú, se encuentran las hojas secas del té Oolong. Para esta ceremonia se utilizó el ‘Roested Tie Guan Yin’. Se conoce comúnmente como “Iron Goddess” y es un Oolong ‘premium’ tradicional de China originario del siglo 19. Es producido en diferentes áreas de Anxi en la provincia de Fujian. En su forma tradicional, se considera un Oolong verde porque su grado de oxidación es bajo.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Antes de comenzar, se lava la tetera para purificar. Una vez se haya echado el agua, esta se saca y se escurre en un recipiente aparte.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Una de las maneras para distinguir los tés es por su aroma.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Se introducen las hojas del té en la tetera delicadamente.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Para que el agua pueda obtener el sabor, se le da a la tetera un movimiento circular lentamente.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Al igual que la tetera, se lavan las tazas y se escurren en un recipiente aparte.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Se introduce el agua una vez ya puestas las hojas del té.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Esperamos unos segundos para que el agua pueda obtener el sabor.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Se le da nuevamente el movimiento circular.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Delicadamente, se sirve el té en las tazas recordando que es una ceremonia que brinda paz y tranquilidad.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

El color del té se va oscureciendo ya que la hoja está liberando poco a poco su esencia.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Se prueba lentamente para poder sentir el sabor y evitar quemaduras.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Ahora vamos para la segunda sección. Se repiten los mismos pasos comenzando por el agua.


En estas dos fotos, se puede apreciar la hoja en el agua.


Se ve detalladamente cómo se sirve el té en las tazas.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Esta es la última sección de la ceremonia, por tanto el color del té es más oscuro.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

Una vez ya terminado, se extraen las hojas de la tetera.


En estas tres fotos se aprecia la hoja del té ya fuera del agua.


Nuevamente, se presentan los materiales de la ceremonia.


Apreciación de las hojas del té.


Foto: Leina G. Rosado Belvis
Foto: Leina G. Rosado Belvis

¡Qué triste cuando se acaba!

*La autora es estudiante de la Escuela de Comunicación de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras. Este foto ensayo fue realizado como parte de un curso de fotografía básica a cargo de la reconocida fotógrafa y catedrática Nitza Luna.